Ads 468x60px

Labels

Páginas vistas en total

martes, 13 de mayo de 2008

EL PUEBLO ES PRIMERO

Nunca aceptaremos el agravio de la privatización: Ortiz Pinchetti

¿Cuánto faltaría para dejar de ser un país y convertirnos en una colonia si perdemos el dominio del petróleo?, cuestionó a nombre del "gobierno legítimo".

La Jornada On Line
Publicado: 13/05/2008 13:58

México, DF. Es evidente que la iniciativa de reforma para el sector energético presentado por Felipe Calderón es violatoria de la Constitución, cuyo propósito es consumar "el gran atraco de la privatización de la industria petrolera nacional", aseveró a nombre del "gobierno legítimo" de Andrés Manuel López Obrador, José Agustín Ortiz Pinchetti.

Durante su participación en el primer foro del debate sobre la reforma en la materia, el abogado y profesor de la Universidad Iberoamericana, quien ocupa la cartera de Relaciones Políticas en el gabinete "legítimo", lamentó que por ignorancia, los defensores de la propuesta del Ejecutivo no perciban que ésta implica violar y privatizar el recurso.

Hizo énfasis en la postura encabezada por el movimiento de López Obrador que defiende los siguientes puntos:

a) Los principios de dicha iniciativa energética revelan que se trata de una contrarreforma petrolera.
b) El intento de privatización es inconstitucional.
c) El verdadero problema de Petróleos Mexicanos está en la corrupción, por lo cual debe resolverse este problema.
d) La propuesta es que México sí tiene los recursos necesarios para la industria petrolera.

Por todo ello, dijo, nunca aceptaremos semejante agravio a la nación. La iniciativa de Calderón no tienen ningún propósito para fortalecer a Pemex, sino entregarlo a "los grandes tiburones de aguas profundas".

Para fundamentar esto, el también articulista de La Jornada recordó lo que estipula el artículo 27 constitucional, artículo sexto, que impide la privatización de la industria del petróleo. Estos mismos principios, agregó, se reforzaron en reformas posteriores a dicho artículo realizadas en 1960, todo ello con la finalidad de prevenir que en un futuro se otorgaran concesiones en las diferentes ramas de dicha industria.

Sin embargo, indicó, con el proyecto se otorgan facilidades para abrir las puertas a la iniciativa privada, dejando con ello fuera al Estado en cuestiones como almacenamiento y transporte de energéticos, así como en actividades de distribución y venta de los derivados, los cuales, recordó, son petroquímicos básicos, propiedad exclusiva de la nación.

Todo ello cancela la posibilidad de usar de manera integral al sector energético como palanca de desarrollo nacional, pues se convertiría en un simple abastecedor de crudo. Además, expuso, de proceder tal propuesta se aceptaría que cualquier controversia derivado de ello fuera dirimido en tribunales internacionales, lo cual, insistió, también es violatorio.

"Si perdemos la soberanía será muy difícil recuperar el dominio nacional sobre tal recurso. Ante esta situación, se preguntó, ¿cuánto faltaría para dejar de ser un país y convertirnos en una colonia? De este tamaño es la dimensión de la amenaza de la privatización".

Agregó que la propuesta del Ejecutivo generaría una "superestructura tecnocrática" al diseñarse comités y consejeros, lo que haría más ineficiente y corrupta la corrupción de la paraestatal.

Pidió por ello, que los excedentes petroleros se destinen al fortalecimiento de la exploración, refinación, desarrollo tecnológico y mantenimiento de las instalaciones, y recordó que desde la administración de Vicente Fox no existe transparencia sobre el destino de tales recursos.

Para finalizar Ortiz Pinchetti solicitó a todos los legisladores contemplar la posibilidad de una consulta ciudadana sobre el tema, porque "si bien es posible que los diputados y senadores tengan la última palabra sobre el futuro de la industria del petróleo, la primera siempre la tendrá el pueblo de México".

No hay comentarios:

 

Sample text

Sample Text

div

UN GATO

UN GATO

Sample Text

 
Blogger Templates